El Viaje de Arlo | Un emocional viaje de superación

1 741

.

Por Alberto Cano

Pixar, desde sus comienzos, siempre ha conseguido mantener un nivel sobresaliente en todas sus producciones. Desde Toy Story hasta Del Revés (Inside Out) no ha habido una sola película en la que de verdad haya dicho «no me ha gustado», tan si quiera películas menores (que no malas) como ‘Cars’, llegaron a decepcionarme, consiguiendo en la mayoría de ocasiones emocionarme como ninguna otra película es capaz de hacer. Este 2015, tras la gratificante experiencia que fue ‘Del Revés’ (Inside Out), Pixar tenía otra buena baza entre manos; una película cuya problemática producción le había proporcionado en un principio un futuro bastante incierto, pero que finalmente ha dado luz mediante un enfoque teóricamente diferente al concepto original que se quiso plasmar. Estoy hablando de ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur), la nueva cinta de Pixar cuyo punto de partida es la cuestión «¿Qué hubiera pasado si el meteorito que extinguió a los dinosaurios no hubiera chocado con la Tierra?», dando lugar a una bonita y emotiva historia sobre la amistad y la superación personal.

Fotograma de 'El Viaje de Arlo' (The Good Dinosaur)
Arlo impresionando a Spot mediante las maravillas que la naturaleza le ofrece en una espectacular secuencia de ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur)

Lo cierto es que fui a ver ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur) con unas expectativas bastantes moderadas. Las primeras opiniones de la película no habían sido del todo alagadoras y los avances que había tenido ocasión de ver no me habían terminado por vender la cinta en condiciones, pero finalmente, esta moderada expectativa ha jugado muy a favor de mi opinión sobre el filme. ‘El Viaje de Arlo’ ha terminado por resultarme una cinta preciosa. Una emotiva y divertida aventura acerca de la amistad, la familia y la superación de nuestros miedos y objetivos, pero sobre todo, otra sobresaliente demostración del gran poder que sigue disponiendo Pixar para lograr emocionar al espectador.

Desde el comienzo de la película hasta el final de los créditos finales ha conseguido mantenerme pegado a la butaca, con una enorme sonrisa en la boca y con lágrimas en los ojos, no decayendo el nivel emocional o de la trama en ningún momento. Aunque si que es cierto que la propuesta puede lucir un poco apagada en determinados momentos, dando la impresión de que se podía haber desarrollado algo más dentro de todo el contexto en el que se desarrolla la historia. Posiblemente, esta sensación venga dada por la reestructuración que se vio obligada a sufrir la película a causa de la dificultad que suponía la realización del proyecto inicial de Bob Peterson (quién anteriormente iba a encargarse de la realización de ‘El Viaje de Arlo’), pero como bien digo, todo lo que ofrece la trama y la película en general resulta de lo más satisfactorio. No hay necesidad de ir buscando y pensando que se necesita más profundidad o complejidad, la fábula de un pequeño dinosaurio sobre cómo debemos enfrentarnos a nuestros temores, superar nuestros miedos y convivir con lo desconocido ofrece suficiente contenido emocional, argumental e incluso pedagógico, para que el espectador salga con una sensación final de haber disfrutado de otra maravilla de esas que solo Pixar sabe hacer.

Arlo y Spot compartiendo una feroz velada junto a Nash, Ramsey y Butch, tres amigables tiranosaurios.
Arlo y Spot compartiendo una feroz velada junto a Nash, Ramsey y Butch, tres amigables tiranosaurios.

Pero el poder de emocionar no es el único aliciente que ofrece ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur). Todo el apartado técnico y visual es una absoluta maravilla, siendo para mi gusto la mayor experiencia visual que Pixar ha conseguido ofrecer en toda su carrera. Y no solo eso, a todo el poder visual hay que sumarle la grandiosa banda sonora de Jeff y Mychael Danna, que en mi opinión constituye una de las mejores partituras que se han hecho para el cine este año, que incluso me atrevería a decir que deja a otras grandes bandas sonoras, como la de Giacchino para ‘Del Revés’ (Inside Out), a un nivel bastante inferior. Y es que la combinación de todos estos elementos consigue un resultado arrebatador en pantalla, constituyendo una experiencia sensorial y emocional como pocas veces se ha llegado a ver.

Si hay algunos referentes dentro de la animación con los que poder comparar ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur) esos son, sin lugar a dudas, ‘El Rey León’, ‘Buscando a Nemo’ y ‘Ice Age: La Edad de Hielo’. Me explico a continuación. Arlo, perdido en medio de un mundo desconocido para él, tiene que emprender un viaje de superación personal de vuelta a casa, un viaje que remite en su estructura y personajes a toda aquella odisea que tuvo que vivir Marlin para rescatar a su hijo Nemo, aunque en esta ocasión será Arlo quien emprenda este viaje de vuelta a casa, cambiando el océanos por los exóticos paisajes de norteamérica en una época prehistórica. La figura del padre de Arlo también será esencial en este viaje, pero en este aspecto la cinta remite mucho más a ‘El Rey León’. Aunque su padre esté lejos de él, sus sentimientos y los recuerdos de su figura serán los que le den el valor suficiente a Arlo para enfrentarse a los peligros y superar sus miedos para regresar a casa, algo similar a lo que sucedía en ‘El Rey León’, cuando la figura de Mufasa se le aparece a Simba y le infunde el valor suficiente para regresar, enfrentarse a Scar y reclamar su trono. En cuanto a ‘Ice Age: La Edad de Hielo’, todo el relato del viaje y la correlación entre especies, en este caso un dinosaurio con un ser humano, remite demasiado en estructura y trama a aquella, llegando a parecerme cintas muy similares, aunque en este caso diría que la cinta de Pixar se impone a ser algo superior.

Fotograma de 'El Viaje de Arlo' (The Good Dinosaur)
Arlo y Spot en medio de una manada de búfalos en una escena de ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur)

Pero pese a las grandes virtudes que la película es capaz de ofrecer, ‘El Viaje de Arlo’ (The Good Dinosaur) parece destinada a ser considerada un producto menor que pasará bastante más desapercibido que otras producciones de Pixar. El hecho de estrenarse el mismo año que ‘Del Revés (Inside Out)’ hará que quede ensombrecida ante esta, sobre la cual viene hablándose muy fuertemente desde el pasado festival de Cannes y no parece dispuesta a dejar el trono a ninguna otra producción, ni si quiera a una de la misma casa. Espero equivocarme en estas afirmaciones, y espero que ‘El Viaje de Arlo’ tenga la aceptación y el éxito que se merece, porque efectivamente estamos ante otra producción de gran nivel por parte de Pixar, tal vez no al nivel de sus mejores creaciones, pero sin lugar a dudas constituye una película emotiva, divertida y visualmente arrebatadora que hará las delicias de todo tipo de espectadores y volverá a demostrar el gran nivel al que sigue operando Pixar. Id a verla, os aseguro que os conseguirá emocionar.

ESTRENO EN CINES 27 DE NOVIEMBRE

También podría gustarte Más del autor